Blog de apoyo creado por Didáctica de la Historia del SUA de la UNAM

La Expansión de España en Mesoamérica


Cuando los españoles llegaron a Mesoamérica, en ésta existían numerosas sociedades y culturas muy distintas a las de Europa. Los españoles continuaron con sus expediciones hacia el norte y el sur. Sus principales objetivos eran la evangelización y la búsqueda de metales preciosos (oro y plata).
En consecuencia hubieron muchas guerras con los nativos, la mayoría muy prolongadas. Se crearon 'presidios', lugares que usaban los españoles para defenderse de los ataques de los grupos nómadas y que se encontraban cerca de las minas, y 'misiones', que eran establecimientos dedicados a la evangelización de los indígenas.

En 1522 se inició la expansión hacia el occidente. Cortés envió a Cristóbal de Olid a Tzintzuntzan, en lo que hoy es Michoacán.


Beltrán Nuño de Guzmán exploró lo que hoy es Jalisco, y en 1530 fundó la ciudad de Guadalajara.

Durante la ocupación de estos territorios, los españoles se enfrentaron a los grupos nómadas, estos enfrentamientos duraron varias décadas, debido a que a que los nómadas realizaban ataques sorpresivos, aislados y cortos, por lo que les resultaba más difícil a los españoles poder vencerlos.
Entre 1534 y 1548 se descubrieron minas de plata en Taxco, Zacatecas y Guanajuato, por lo que fue necesario proteger, poblar y evangelizar estos territorios y sus alrededores.
Los frailes se acercaron a los grupos del norte para evangelizarlos e intentar que se volvieran más pacíficos y sedentarios, sin embargo el proceso para lograrlo fue muy lento y no se consiguió con todos.
Al mismo tiempo, Pedro de Alvarado inició expediciones hacia el sur en busca de metales preciosos por los territorios mayas, debido a esto tuvo varios enfrentamientos con ellos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada